23 octubre 2011

Día del Odio

Hoy, que estoy algo aburrido, inspirado por el artículo de abajo, declaro oficialmente este día como el día del ODIO.

Yo ODIO, como ya dije, a los vagos recalcitrantes, eternos llorones que sin ningún escrúpulo vampirizan el trabajo ajeno y que, con su actitud, hacen malos a los que se toman el trabajo como algo personal, que hay que hacer como Dios manda, por respeto a los que dependen de ese trabajo.

He dicho!!

No hay comentarios: