01 abril 2011

Wherever I lay my hat...

Hoy me vais a permitir que le dé en los puñeteros morros a un puñetero incrédulo:

Antoniooo!!! ¿Ves? La canción existía y la cantaba Paul Young. Y sucedió una noche del verano del 85. ¿Estuviste, desgraciado?



(Bufff!! Qué a gustito me he quedao)

No hay comentarios: