07 julio 2007

Hoy es uno de esos días...

Hoy es uno de esos días en los que la desgana y la desidia se adueñan de tu existencia. Es fruto de "la caló", que diría mi abuela, sevillana ella, de la calle Feria (y olé). Aún recuerdo cuando nos gritaba desde el rellano, mientras jugábamos al fútbol en el parque:

- Niños!!! Hagan el favor ustedes de venir a refrescarse, que con esta caló no se debe jugar a la pelota!!!

El "vosotros ustedes" se me ha quedado grabado en la memoria, como un melancólico recuerdo de buenos ratos, de tortitas de gambas y camarones, patatas fritas y filetes empanados y gaseosa, mucha gaseosa, que "la caló es muy mala".

Éste es uno de esos días en que te puede la pereza, en el que se te pasan las horas del sofá al ordenador y del ordenador al sofá, sesteando, con una botella de agua cerca, que la caló es muy mala, mientras miras casi sin interés el primer encierro de San fermín, o cómo la policía estadounidense detiene a una niña de 13 años completamente borracha que conducía un coche a más de 160 Km/h.

Hoy es uno de esos días en que el aburrimiento te lleva a la ensoñación, te acuerdas de la playa, de la piscina, de las cervecitas y las tapas. Desearías que las vacaciones hubieran empezado ya. Mañana corre Alonso y la verdad es que, aunque quiero que gane, hoy me da igual en qué puesto salga. Hoy también se decide si la Alhambrá será o no una de las nuevas maravillas del mundo mundial, aunque sabemos que no hemos votado lo suficiente (qué cabrones somos) y que no va a salir, la pobre...

Que si Zapatero cambia algunos ministros (adios, ministra, adios), que si la pasta de dientes china ésa es tóxica, pero no tanto, que si Eva Longoria se casa o empieza el Tour de Francia con la sombra del dopaje como pérfida acompañante. O incluso que si hay niñas que raptan bebés...

Hoy me da todo un poco igual... Incluso el macroconcierto contra el cambio climático.

Y es que... "hoy hase caló, musha caló".
Y la caló es muy mala, hace que la gente haga cosas raras. Por cierto... mi abuela también decía que contra la caló, lo mejor es un buen baño.
Abuela... no sabes cómo han cambiado las cosas...
(y si no me creéis, preguntadle al conejito)

No hay comentarios: